REGRESA A LA TV DOÑA RAQUEL ERCOLE


Raquel Ercole nació en Neiva, un 20 de febrero, justo en el límite en que termina la constelación de acuario y comienza la de piscis. Su padre, Guido Ercole, fue un italiano ingeniero de minas que se enamoró de su madre, doña Teófila, y se casó con ella aunque él no entendía ni una- palabra de español y ella no sabía el italiano. Como fue la única hija, sus padres le prodigaron amor y cuidados de manera muy especial.

A los 14 comenzó a estudiar danza flamenca porque soñaba con bailar y tocar las castañuelas como Lola Flores. Y sus padres accedieron, siempre y cuando rindiera en sus estudios. Poco después ingresó al ballet de Kiril Pikieris para aprender danza clásica y luego al grupo de teatro que Fausto Cabrera tenía en los sótanos de la Avenida Jiménez. Ya era una quinceañera que llamaba la atención de los galanes del momento, pero ella no se percataba porque estaba completamente absorbida por sus estudios. Partía del colegio para sus clases de flamenco, de allí salía para las de ballet, después corría a las de teatro, en la noche, y luego de llegar tarde a suI casa, realizaba las tareas del colegio hasta altas horas de la noche. Pero era tan feliz que no le importaba semejante jornada de estudios. Su madre, siempre muy comprensiva, la acompañaba a todas partes.

A los 16 años se casó con Lizardo Díaz, quien durante un año la pretendió pacientemente hasta lograr el sí para la boda. Ella estuvo de acuerdo siempre y cuando siguieran viviendo con sus padres, y él estaba tan enamorado que aceptó las condiciones impuestas por la novia.

Raquel también fue campeona distrital, departamental y nacional de esgrima -deporte que practicó para darle gusto a su padre- y estuvo seleccionada para ir al suramericano selectivo para el mundial, pero tuvo que desistir porque descubrió que estaba en embarazo de su primer hijo.

Del matrimonio, que aún perdura como uno de los más estables de la televisión colombiana, le quedan tres hijos: Guido, que es biólogo marino; Patricia, que siguió sus pasos artísticos aunque estudió biología, y César Augusto, que estudió diseño industrial

impactó desde que apareció por primera vez en la pantalla de televisión. Su belleza latina fue comparada, desde ese momento, con el físico de la diva de todos los tiempos, Sofía Loren.

Raquel aceptó dar el primer paso como actriz en Recuerdo a mamá, pero por ser sólo una jovencita tenía un requisito: doña Tila, su mamá, debía acompañarla a las grabaciones. Todas las noches, a partir de las 12, Raquel empezaba los ensayos (era la única hora en que se podía ensayar), mientras doña Tila esperaba tejiendo, leyendo o conversando con otras dos mamás que esperaban a sus hijas Rebeca López y Dora Cadavid.

El destino de Raquel estaba marcado. Nueve años más tarde, era la protagonista de una de las primeras y más importantes novelas de la historia de la televisión colombiana: 0597 está ocupado, junto a Elisa de Montojo.

RAQUEL, LA GENERALA

Una cosa es Raquel la actriz del medio laxo y liberal, y otra, Raquel la esposa y madre rigurosa. “Sí, mi mamá siempre ha sido una mujer amorosa, pero al mismo tiempo muy, pero muy exigente; fue estricta a la hora de educarnos'; cuenta Patricia, la menor de sus hijos (los otros son Guido y César Augusto).

Por ejemplo, cuando Raquel y Felipe tenían que salir de la ciudad, los tres hijos quedaban bajo el cuidado de la nana (‘Mi Mona’), y durante esos días no podían salir a la calle. El itinerario diario de sus hijos era igual de estricto. “Yo, por ejemplo, salía del colegio directo a estudiar ballet clásico en la academia Anna Pavlova, luego seguía con clases de piano y más tarde, de guitarra. Después de eso, Ilegaba a la casa a hacer las tareas;’ recuerda Patricia.

AI mismo tiempo, todos los hijos estuvieron en clases de equitación, natación, golf y hasta de pintura. “Eso fue una bendición para nosotros porque nos permitió practicar diferentes disciplinas y tener otras opciones en la vida'; añade Patricia.

Cuando Raquel llegaba de las grabaciones, iba directo a revisar las tareas de sus hijos.

“Hoy se ven los resultados de esas exigencias'; señala un amigo de Raquel. Se refiere a que los tres hijos han logrado destacarse en sus respectivas profesiones: Guido, el rebelde juvenil, es biólogo marino y trabaja en Santa Cruz, Estados Unidos; César Augusto es diseñador industrial y vive en Quito, Ecuador, y Patricia es una de las más importantes actrices colombianas de la actualidad.

“Mi mamá me enseñó a amar mi profesión, a ser responsable y a desarrollar un código de ética, respeto, lealtad y honestidad;’ afirma Patricia. Hoy, con sus seis nietos, Raquel es una alcahueta consumada. Hace coreografía con ellos, inventan comedias y ejerce la profesión de abuela, es decir, los ‘malcría’. “Ya no es tan disciplinada'; confiesa Patricia.

En cambio, Lizardo siempre ha sido más relajado, menos regañón que Raquel, excepto cuando sus hijos varones se metían con Patricia, la niña de sus ojos. De resto, Felipe era el de “déeeeejelos…”

RAQUEL, LA CAMPESINA

Para educar a su familia, Raquel y Lizardo lograron el equilibrio ideal: por un lado, vivían el mundo exigente, agitado, extremo y bohemio del arte, y por el otro, el ambiente relajado, puro y espiritual del campo.

Todas las vacaciones o fines de semana largos tenían un destino obligado: la hacienda Hato Camagüey, una finca colonial con balcones amplios y frescos, a hora y media de Puerto Gaitán, en los Llanos Orientales. Allá, su vida cambiaba. Se dedicaba a la vida sencilla del campesino y hasta madrugaba con sus hijos a ordeñar. Allá les inculcó el amor por los animales y les despertó el entusiasmo por los caballos. Todos practicaron equitación.

RAQUEL, LA SOCIABLE

Cuando terminaban las extensas horas de grabación, o al finalizar sus labores maternas, Ilegaba el tiempo de la vida social de Raquel con su esposo.

Esta era otra de las facetas de la actriz: sus noches de tertulias artísticas y musicales en su espaciosa casa, adonde llegaban cantidades de invitados, la mayoría de ellos cineastas, músicos y pintores. Eran largas veladas (a veces hasta el amanecer) con aguardiente en las que el tema principal, por lo general, era el séptimo arte y la cultura.

Ahí se daban cita Bernardo Romero Lozano (padrino de matrimonio de la pareja) y su hijo; Frank Ramírez, Julio César Luna y, ocasionalmente, Emeterio (del dúo Emeterio y Felipe). Raquel, buena anfitriona, en cambio no es muy ducha en la cocina, excepto a la hora de preparar lasaña, herencia de su sangre italiana.

Cuando la noche estaba reservada a la complicidad hogareña de Raquel y Felipe, la actriz prefería (ya no lo hace) tomar whisky Sello Negro en las rocas. Pero en las tardes y noches de Hato Camagüey, que hoy son pasado, o en la finca que ahora tienen en el Huila, regresan al aguardiente.

Raquel ahora está dedicada a lo que más ama: Lizardo Díaz, quien se encuentra en delicado estado de salud. “Ahora no tengo tiempo para nada porque la prioridad en mi vida es mi marido'; dice ella, cuya telenovela más reciente en la que actuó fue El auténtico Rodrigo Leal.Pero tras el merecido reconocimiento que obtuvo en la pasada entrega de los premios India Catalina a toda una vida y el clamor del publico, Doña Raquel tomo la decisión de regresar a la televisión en el seriado-telenovela “Las Saenz” (anteriormente Las Santamaria)junto a Marcela carvajal, María Cecilia Botero, Margarita Muñoz y Luciano D’ Alessandro entre otros.

TRAYECTORIA:

Años 2000s
“Autentico Rodrigo Leal, El” (2003) TV Series …. Alma
“Rauzán” (2000) TV Series …. Asnoralda Rocafuerte

Década 1990s

“Perro amor” (1998) TV Series …. Ligia de Sierra
“Flor de oro” (1995) TV Series …. Dolores Góngora
“Pasiones secretas” (1994) TV Series …. Debora Medina
“Si nos dejan” (1996) *
“Flor de oro” (1995) *
“Pasiones secretas” (1993) *
“Por qué mataron a Betty …” (1991) *

Década 1980s

“Los hijos de los ausentes” (1988) *
“Juegos siniestros” (1986) *
Este domingo (1984) *
“La pezuña del diablo” (1983) *
“El hijo de Ruth” (1982)
“Soledad (1980) *

Década 1970s

“Los novios” (1979) *
“Almas malditas” (1978) *
“Ela la trampa” (1976) *
“Caminos al futuro” (1974-75) *
“La enemiga” (1974) *
“Amazonas para dos aventureros” **
“La herencia” (1973 *
La vida de breewling (1971) *
Bajo el ardiente sol, o La insaciable (1971) **
“la sombra de un pecado” (1970) *

Década 1960s y anterior

“Cartas a Beatriz” (1967) *
Ángel de la calle, Un (1966) …. Stella del Castillo
“Impaciencia del corazón” (1965) *
“En nombre del amor”
Episodios de “Buenas noches domingo”
“El 0597 está ocupado” (1963)
“Recuerdo a mamá”
“Panorama bajo el puente”
“Las mujeres también perdieron la guerra”
“El inspector Darley”
Teleteatros de la Televisora Nacional *
Martes de amor *
Los sábados de Fabricato *
Puerta al suspenso *
Historias intrascendentes *
“Y la novia dijo” – pelicula

About these ads

Un pensamiento en “REGRESA A LA TV DOÑA RAQUEL ERCOLE

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s